Día de las infancias (en cuarentena): Felipe, el cubo mágico y “un mundo infinito”

Felipe es “Fecho” para su familia y sus amigos. Tiene 12 años y una pasión clara: armar el cubo mágico Rubik. Ese que en nuestra infancia nos desvelaba y que la mayoría nunca pudo armar completo. El juguete en su versión 3x3x3 atravesó el tiempo y llegó intacto a las actuales generaciones. Creado en 1974, es objetivamente uno de los juguetes más vendidos en todo el mundo. En el caso de Fecho es su imán y uno de sus motores diarios.

“Un mundo infinito de posibilidades”. Así define el adolescente a desarmar, mezclar cuadraditos e implementar técnicas para terminar armando el cubo con todas las caras de un color distinto y único. El camino es difícil pero él encontró la salida. En cuarentena, el vínculo con el cubo -cuenta- se potenció. Aburrimiento y más tiempo mediante, la pasión volvió con todo en lugar de otros juegos. En mayo se reconectó con el cubo y creó un tutorial para enseñar a otros cómo encontrar la solución. Así volvió a arrancar todo. El video es furor.

“Mi primer cubo me lo compró mi papá a mis  9 años. Me dijo: ´¿querés aprender a armarlo?´ y ahí empecé. Primero lo armaba él y después lo seguí yo. Fui aprendiendo y empecé a mostrarle a mis compañeros cómo lo hacía. Me fui entusiasmando. Antes de la cuarentena, no tenía tanto tiempo. Ahora, estoy más libre y volví. Con el tutorial me escribieron muchos amigos que lo pudieron armar. Con mi forma de hacerlo, lo armás seguro. Te puede llevar entre una o dos semanas aprenderlo”, cuenta Felipe a MUM.

También te puede interesar: Día de Las Infancias en cuarentena: Una mamá creó juguetes inclusivos a partir de la experiencia con su hija

Hay muchas técnicas y muchos tipos de cubos, agrega. El es especialista en el 3x3x3 (tres cuadraditos por lado). Cada día, vuelve a empezar. Como un ritual, se sienta y  arranca. Mueve los dedos. activa su mente y enciende su técnica. Como complemento, busca videos con trucos para armar el cubo más rápido -los campeones en la cuestión se llaman “speed cubers”- y quiere superar sus propios récords. Arrancó en 2 minutos y ahora está entre 1 minuto y 1.15.  Es adrenalina, concentración y entretenimiento puro. Con su papá, arma mini torneos para ver quién lo hace más rápido.  Su mamá Cintia y su hermana Delfina a veces participan. Obvio siempre gana Fecho. “Estamos orgullosos de él”, coinciden sus padres.

En esta semana especial del Día de Las infancias (en cuarentena), Fecho no duda en recomendar el cubo para regalar. Es su número uno en el ranking de juegos favoritos, seguido por la playstation, los juegos de mesa y el fútbol. Entre los ´cuberos´, no tiene ídolos. Admira la pericia y la rapidez de muchos a la hora de armar el cubo en segundos. En su caso, así como quiere vencer a diario sus marcas y trabaja para eso, tiene un objetivo pospandemia: participar de un torneo nacional de cubo mágico. “Es mi sueño”, concluye.

Más información: fecho_2008 en Instagram y Fecho2008 en youtube (ahí encontrás su tutorial).

 

Dejar un comentario